Go to Top

La acelga contra el cáncer

Acelgas

El Instituto Americano para la Investigación del Cáncer (AICR) que se encarga de evaluar la relación entre alimentación, deporte y cáncer, asegura que consumir frutas y legumbres a diario reduce las probabilidades de contraer cáncer de mama. Si bien es cierto que un alto porcentaje de los casos de cáncer se deben a un factor genético, no hay que ignorar que muchas de las muertes producidas por esta enfermedad se pueden evitar con un estilo de vida saludable y sana. Es decir que consumir unos buenos alimentos reduce el riesgo de contraer algunos tipos de cáncer.

Cada estación del año y cada mes tiene sus frutas y sus verduras o legumbres respectivas. Si bien es cierto que se pueden consumir fuera de temporada, se recomienda que no se haga ya que pierden sus propiedades. El mes de septiembre representa el final del verano, es la transición entre esta última estación y el otoño por lo que la mayoría de los alimentos de este mes son los de la estación de verano.

Hoy os presentamos una verdura consumirse regularmente con el fin de manteneros sanos.

La acelga es una verdura que contiene mucha agua y muy pocas calorías por lo que es ideal para personas que estén haciendo alguna dieta o quieran adelgazar. Las vitaminas A y C que contiene hacen que la acelga sea un perfecto antioxidante. Pero también tiene minerales de potasio, calcio, magnesio, hierro y yodo.

La Vitamina A tiene innumerables beneficios para la salud. Una de sus funciones más importantes es la de reparadora de las células de la piel, de la visión, de las uñas y del cabello. Es esencial para el crecimiento y mantenimiento de estas células. Su carácter antioxidante previene el envejecimiento celular y la aparición del cáncer. Desde nuestro centro capilar en Barcelona recomendamos su consumo, pero sobre todo en personas que están pasando por un tratamiento con quimioterapia ya que actúa en la regeneración de las células del pelo, piel y uñas. Además, estimula las funciones inmunes por lo que contribuye a la prevención de enfermedades infecciosas creando barreras protectoras contra los diferentes virus; la formación de anticuerpos y la producción de glóbulos rojos y blancos te protegen de la bajada de defensas. La carencia de esta vitamina te desprotege frente a las infecciones ya que las células del sistema inmunitario se ven afectadas y consecuentemente pueden aparecer células pre-cancerosas de los tejidos de la boca, garganta y pulmones.

A pesar de que la mejor época para consumir la acelga es en otoño e invierno, esta legumbre se puede consumir durante todo el resto del año. Carreras Centro Capilar Oncológico, el centro capilar en Barcelona, recomienda un buen consumo de Vitamina A, C y E para prevenir el desarrollo de células cancerígenas.